Fortalecer las raíces propias a través del canto

Lugar: 

Potrerito, Departemento Cauca

Organización asociada: Fundación RODACANTO.
Esta fundación es dirigida por Liliana Sandoval,  una maestra a favor de la pedagogía Waldorf, que con el apoyo de colegas y familiares contribuye con este proyecto interdisciplinario a fomentar la educación de principios y  valores , el  reconocimiento de la propia identidad cultural  y de igual forma se dedica a generar espacios para prevenir la violencia.
El trabajo artístico con las historias propias e individuales de cada niño y la transmisión de aspectos culturales  a través de medios audiovisuales puede beneficiar a diferentes poblaciones vulnerables del Valle del Cauca. Los niños que participan en este proyecto son principalmente  hijos de familias desplazadas por la violencia. Las condiciones de vida en la zona y sus alrededores van en detrimento: las escuelas no están bien dotadas, la tasa desempleo aumenta así como también la presencia del narcotráfico. 

Descripción del proyecto: Los sábados, Liliana Sandoval se reúne con aproximadamente 50 niños para cantar juntos en un coro. Esta actividad tiene como fin, por un lado, que los niños elaboren y desarrollen historias desde sus vivencias y sus puntos de vista, y por el otro, que participen en las actividades musicales.
La cumbre de todo el proceso se refleja en la realización de un cortometraje. El coro ya hace presentaciones públicas y la idea del cortometraje ha tenido una buena acogida en el pueblo. A los niños participantes se les ofrece un espacio de libre expresión en el que tienen la oportunidad de interactuar, de comunicarse, de desarrollar su autoconfianza y su identidad. Aquí trabajan para llegar a una paz interior y a reconocer con orgullo lo que son.

Contribución de apia: apia apoya este proyecto por un periodo de dos años con una contribución de 10.000 dólares anuales.

Responsable del proyecto: Jean-Luc Mauron

¡Donar ahora!